fábrica de mariposas

Te escribo desde la distancia, desde esa barrera infranqueable que supone el tiempo pasado, los días transcurridos que no pueden ser recuperados, siquiera como cuentos infantiles de chispeante atención. Te escribo, a fin de cuentas, pues quiero hacer acopio de mi nostalgia y demostrarte, si en algo puedo, que este amor mágico va mucho más allá de mi cordura. A ti, que fuiste el arco-iris dichoso de mi sonrisa, el semáforo en verde de mi juventud. A ti, que eres la “virgen” madre de los escenarios, teñida de azul y coronada de perlas. ¡A ti!, pues no cabes sino sólo tú en este pobre y fatigado corazón.

Velas jardines plagados de esencias, aromas de noche y luces que se desdibujan entre bambalinas, donde la palabra se convierte en arte y los gestos conversan. En tus sueños eres Colombina, en tus realidades madre y, en mi corazón la única. Son esos ojos de negro profundo, tanto o más que el susurro perdido de la sinrazón confusa, esa misma que entre Criadas y flirteos se acurruca en tus lecturas. Eres, si alguna vez dejaste de serlo, esa niña ensimismada que chisporrotea alegría y emana dulzura; aquélla que ignoraba cuán difícil es el escenario real de la vida y hoy, sin bajarse de su nube, llueve teatro desde lo más alto, bajo el espejo inacabado del cielo, donde el dolor se convierte en eco y el amor nieva sobre aquéllos que te quieren. ¡Que nieve!

Jamás dejé de amarte, aunque es bien cierto que ese amor es hoy comprensión, entendimiento, vis-a-vis y cordura. Es lujuria, también perversión, una pizquita apenas de ironía y un “mucho” de cariño; de ese mismo que nos inunda cual canales, y nos llena de las diabluras interminables de esa rama apenas crecida que un día llevaste dentro y, hoy, corretea sin término entre nuestra común existencia. Él nos lo debe todo, pero nosotros sin él seríamos la nada, como yo no sería nada sin ti, mi dulce comediante, mariposa vespertina disfrazada de milagro.

 

(José Antonio López Sáez)

 

Anuncios

Una respuesta a “fábrica de mariposas

  1. ¡Qué bonitoooo, qué bonitoooo!Olé por ese amor.Una sonrisa para los enamorados y cariños para los que están en un tiempo sabático. 🙂

"No te dejes contagiar, no des ninguna opinión como tuya antes de ver si se adecúa a ti, mejor opina tú mismo." :) - (Georg Christoph Lichtenberg)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s